Ante la nuevos retos y desafíos que nos propone este nuevo tiempo, este nuevo cambio epocál, donde la digitalización y las nuevas tecnologías van marcando el rumbo del sistema mundo, se torna un imperativo, entender y comprender esta nueva normalidad para poder volcar nuevos conocimientos adquiridos y aplicarlos al entorno en que estamos inmersos, con el objetivo de mejorar no solo nuestra calidad de vida, sino darle un destino común a la ciudadanía, donde tenga como eje central al ser humano, donde la amistad social sea la clave para reencontrarnos como sociedad, pero también para dar paso a los nuevos postulados que rigen la gobernanza a nivel global y para que éstos sean de gran utilidad a los efectos de transformar nuestra cultura, pensamiento y realidad critica que vivimos. 

La ciudad es el centro histórico de la vida de los pueblos, es el campo de prueba del afecto comunitario. Es donde se juega la convivencia o el caos, es el ámbito y el espacio, donde confluyen la conciencia personal y la conciencia colectiva. Es el compartir de un mismo tiempo y espacio histórico.  Pero sin lugar a dudas que la esencia de la ciudad: es la Cultura. La ciudad es el germen de la comunidad organizada, cuando la comunidad se disuelve, la ciudad se diluye y pasa a constituir el No lugar.

En el sistema-mundo, la ciudad es un actor geopolítico central a partir de la necesidad de integrarse regionalmente, por la obligación de competir, de reafirmar la identidad cultural, en suma, de potenciar las autocapacidades endógenas de un pueblo. El municipio es una unidad política, autónomo dentro del marco superior del Estado Provincial y del Nacional, de base territorial, con personería jurídica expresa y que constituye esencialmente una comunidad natural. 

El siglo XXI es una época de continuidades y rupturas, binomio que supone nuevos escenarios porque debajo de estas continuidades y rupturas, de actores que sobreviven y otros que nacen, de lo que se trata es que el nuevo escenario solo se estabilizara con un orden; Orden que significa un equilibrio no exento de conflictos y de violencia, de progresos y retrocesos, entre ellos cuestiones sumamente delicadas en franco crecimiento que se debe enfrentar y combatir son males sistémicos enquistados en nuestras sociedades como la Criminalidad Organizada (aquella que ejerce una red de control y corrupción estructural o influencia de sectores clave de la vida económica, del sistema político y del Poder Judicial, como por ejemplo: las fake news, la trata de personas o el narcotráfico entre otras hoy cometidos o llevados adelantes a través de la dark net o internet oscura) estructural que sobrevive con el Delito tradicional (robo, hurto, maltrato infantil, abigeato, violencia doméstica, homicidio y otros conexos como el informático que se desarrollan en un nuevo entorno virtual o también conocido como tercer entorno). 

Por eso es importante tener presente que no estamos ni en el fin de la historia, ni en el regreso de la misma, pues en verdad la historia nunca se ha ido; pero sí nos hallamos ante cambios disruptivos que se desarrollan de manera exponencial y somos nosotros los habitantes de esta nueva era que tenemos el deber de saber reencausar lo que se pueda, a través de las nuevas tecnologías para tener una más y mejor Seguridad Ciudadana, que no es ni más que una co-produccion de todos. 

En lo que respecta al territorio, hoy no solo es un dato, es también el resultado de una estrategia, de una construcción voluntaria; y la ciudad actual o existe como proyecto innovador político o decae. La ciudad es el lugar innato del cambio histórico. Debemos recordar también, que todas las revoluciones democráticas se vinculan a la conquista del espacio público por parte de las mayorías populares, pero es dable saber que hay un nuevo elemento a tener en cuenta, el ciberespacio, del cual todavía tenemos todo por hacer, empezando por una normativa global.

Recordemos que, tanto en la definición descriptiva como en la valorativa de Seguridad Ciudadana siempre el Estado es el actor primordial y de mayor peso; dentro de él, la policía y las fuerzas de seguridad constituyen los actores más relevantes, los cuales tienen la obligación de estar capacitados para esta nueva modalidad, por eso no debemos olvidar que estos nuevos escenarios exigen una formación política e integral del funcionamiento civil para la conducción política de la Seguridad Ciudadana, sobre todo en este nuevo ámbito cibernético, donde las nuevas tecnologías, son un soporte fundamental en todos aspecto.

Ahora bien, una vez culminado el repaso de éste recorrido por los andariveles tradicionales de la Seguridad Ciudadana, es de vital importancia buscar los caminos o las soluciones para lograr un estado de bienestar 4.0 en la era de la digitalización, y es aquí donde las nuevas tecnologías juegan un rol y un papel fundamental, debido a que todo absolutamente todo lo que conocíamos o teníamos por sentado, hoy son cuestiones obsoletas, porque ese mundo que conocíamos hasta el 2020 (contexto pandémico de por medio), simplemente no existe más. Hoy debemos empezar a entender, a comprender esta nueva revolución en la vida del mundo, pues las nuevas tecnologías bien aplicadas para mejorar la vida de los ciudadanos, redundan en menores costes, celeridad en su funcionamiento y precisión en tiempo real ante las diversas situaciones que podrían aquejarnos, por ejemplo el uso de cámara de vigilancia, los drones, dispositivos de geolocalización en tiempo real a través de Smartphone u cualquier otro dispositivo para un monitoreo constante ante cualquier eventualidad apremienate, entre tantas otras para beneficio de la ciudadanía en general, y a su vez ofrecer transparencia, participación ciudadana donde todos estemos involucrados y seamos artífices de nuestra seguridad y la de la comunidad en   sí.  

En la actualidad vivimos en un entorno demarcado por el ciberespacio como lo mencionara ut-supra, que es donde se desarrolla y transcurre la mayor parte de nuestro tiempo y de nuestras actividades, y que se ha consolidado aún más en tiempos pandémicos, de allí radica la necesidad urgente de innovar, de conocer sobre lo que representa la denominada cuarta revolución industrial o industria 4.0, entre ellas principalmente la ciberseguridad, para poder contrarrestar los múltiples fraudes digitales que se suscitan a diario y la ingeniería social que se expande y regenera en sus diversos modos, temática que atañe de lleno a la Seguridad Ciudadana 4.0, al momento de diagramar políticas públicas con conciencia social y ética, caso contrario estaremos signados por una tecnocracia carente de valores. 

Por último, entendemos que el problema de la Seguridad Ciudadana tradicional hoy consustanciada con ésta nueva etapa inédita del mundo, jamás antes vista, que es la cuarta revolución industrial, sin dudas nos involucra más que nunca a todos, porque la Seguridad Ciudadana 4.0 es un compromiso y una responsabilidad de todos, tanto desde quienes vivimos en ella, como desde el gobierno municipal que es donde se ejerce y emanan las directivas para conducir un proceso de reforma o modernización del estado con más participación ciudadana, más inclusión, más inversión, más innovación,  para los delitos tradicionales y las nuevas problemáticas 4.0; por ende, de todos depende que la ciudad, la comunidad donde nos desarrollamos tenga un destino común y sea organizada.

DR. MARIO RAMON DUARTE ABOGADO (UCASAL) ESP. DERECHO PUBLICO (UCSF) ESP. SEGURIDAD CIUDADANA (FILDSyS) ACADEMICO AICTEH (VALENCIA-ESPAÑA) SEMINARISTA BIOLAW AND BIOETC (UNIV. GEOR.-EEUU) MIEMBRO DE DOSSIER GEOPOLITICO

 Fuentes consultadas

  • Seguridad Ciudadana: de lo municipal a lo continental. Autor: Miguel A. Barrios. Edit: Biblos (2013)
  • Cuarta Revolución Industrial: análisis estratégicos. Autor: Mario R. Duarte Edit: Phillos Academy (2021
  • Eco Integración de América Latina. Autor: Gustavo Beliz – BID Edit: Planeta (2017)
  • Estado de bienestar 4.0 – Diario Perfil – Gustavo Beliz (2021)

Los líderes de los estados miembros de la Organización de Cooperación de Shanghai (SCO) firmaron y publicaron el viernes la Declaración de Samarcanda del Consejo de Jefes de Estado de la SCO.

La 22ª reunión del Consejo de Jefes de Estado de la OCS también publicó una serie de declaraciones y documentos sobre salvaguardar la seguridad alimentaria mundial, la seguridad energética internacional, abordar el cambio climático y mantener una cadena de suministro segura, estable y diversa.

«El mundo de hoy está experimentando un cambio global y ha entrado en un nuevo período de rápido desarrollo y gran transformación, con la tendencia de un mundo multipolar que se intensifica, los países son cada vez más interdependientes y la informatización y la digitalización se aceleran», dice el comunicado.

“Mientras tanto, los desafíos y amenazas internacionales actuales se están volviendo más complejos, la situación internacional se está deteriorando y los conflictos y crisis regionales continúan surgiendo y aumentando”, dice.

Con base en los principios de la Carta de la Organización de Cooperación de Shanghai, los estados miembros se oponen a los enfoques agrupados, ideológicos y de confrontación para resolver problemas internacionales y regionales, y abordan de manera coordinada las amenazas y los desafíos de seguridad en los tradicionales y no tradicionales.

Teniendo en cuenta las opiniones de los estados miembros de la OCS, la declaración reafirma que es de gran importancia práctica que trabajemos juntos para construir un nuevo tipo de relaciones internacionales con respeto mutuo, equidad y justicia, así como una cooperación beneficiosa para todos, y construir una comunidad. con un futuro compartido para la humanidad.

Los Estados miembros defienden el respeto por el derecho de los pueblos de todos los países a elegir independientemente sus propios caminos de desarrollo político, económico y social.

Destacan que los principios de respeto mutuo a la soberanía, independencia, integridad territorial, igualdad y beneficio mutuo, no injerencia en los asuntos internos y no uso de la fuerza o amenaza de la fuerza son la base para el desarrollo sostenible de las relaciones internacionales.

Reafirman que las diferencias y disputas entre países deben resolverse pacíficamente a través del diálogo y la consulta.

Los Estados miembros subrayaron la importancia del 15° aniversario de la firma del Tratado de Buena Vecindad, Amistad y Cooperación a Largo Plazo de los Estados Miembros de la Organización de Cooperación de Shanghai. Los líderes de los Estados miembros adoptaron el Plan Integral para la Implementación del Tratado de la OCS sobre Buena Vecindad, Amistad y Cooperación a Largo Plazo para 2023-2027.

Los Estados miembros reafirmaron su firme compromiso de combatir el terrorismo, el separatismo y el extremismo.

Subrayaron que es inaceptable la injerencia en los asuntos internos de otros países con el pretexto de combatir el terrorismo y el extremismo, así como el uso de grupos terroristas, extremistas y radicales para sus propios fines.

Los Estados miembros dijeron que fortalecerán la cooperación entre sus autoridades nacionales en el campo de la alfabetización digital para reducir la brecha digital.

Los Estados miembros destacaron el papel fundamental de las Naciones Unidas para responder a las amenazas en el espacio de la información, llamando a la creación de un espacio de información seguro, justo y abierto, basado en el respeto a la soberanía y la no injerencia en los asuntos internos de otros países. .

Manifestaron su firme oposición a la militarización de las tecnologías de la información y la comunicación.

Los Estados Miembros apelaron a la comunidad internacional para que enfatizara plenamente el papel central de las Naciones Unidas.

Los Estados miembros destacaron la importancia de formar una posición común y equilibrada en la lucha contra el tráfico ilícito de narcóticos y sus precursores, y destacaron la importancia de implementar las convenciones internacionales de control de drogas y otros documentos legales relevantes.

Los Estados miembros signatarios del Tratado sobre la No Proliferación de Armas Nucleares se comprometen al estricto cumplimiento de las disposiciones del tratado ya la consolidación del régimen internacional de no proliferación nuclear.

Los Estados miembros apoyan la prevención del armamento procedente del espacio ultraterrestre.

Destacaron el estricto cumplimiento de la Convención de Armas Biológicas (BWC – Convención de Armas Biológicas – nota del traductor) e instaron a todos los signatarios de la Convención de Armas Químicas (CWC – Convención de Armas Químicas – nota del traductor) a implementar completamente el documento.

Los Estados miembros han afirmado que la única solución a los conflictos regionales es a través de medios políticos y diplomáticos, basados ​​en la adhesión a los principios y normas del derecho internacional universalmente reconocidos.

Dijeron que coordinar la situación en Afganistán en una fecha temprana es uno de los factores importantes para mantener y consolidar la seguridad y la estabilidad en la región de la OCS. Los estados miembros de la OCS apoyan a Afganistán para que se convierta en un país independiente, neutral, unido, democrático y pacífico, libre de terrorismo, guerra y drogas.

Durante la Cumbre de la OCS en Samarcanda el 16 de septiembre de 2022, los líderes de los estados miembros de la OCS firmaron un memorando de obligaciones sobre la adhesión de Irán a la OCS. Los Estados miembros subrayaron la importancia de la decisión de iniciar el proceso de adhesión de Bielorrusia.

Los Estados miembros observaron con satisfacción que durante la Cumbre se llegó a un acuerdo sobre la admisión de Bahrein, Maldivas, Emiratos Árabes Unidos, Kuwait y Myanmar como nuevos socios de diálogo. Las partes relevantes señalaron que se han firmado MOU [Memorándum de Entendimiento] que otorgan a Egipto, Arabia Saudita y Qatar el estatus de socios de diálogo de la OCS.

Los Estados miembros reafirmaron la importancia de seguir mejorando el sistema de gobernanza económica mundial. Abogaron por llevar a cabo diversas formas de cooperación económica regional y adoptaron una resolución sobre el establecimiento de grupos de trabajo sobre innovación, iniciativa empresarial, reducción de la pobreza y medicina tradicional.

Los Estados miembros dijeron que continuarán fortaleciendo la cooperación en la economía digital.

Con el fin de establecer una infraestructura de transporte y tecnología eficiente y competitiva, adoptaron un documento para el desarrollo de infraestructura de los estados miembros de la OCS.

Para suavizar las cadenas industriales y de suministro internacionales, los estados miembros relevantes adoptaron una declaración sobre el mantenimiento de la estabilidad y la diversificación de las cadenas de suministro.

Los Estados miembros dijeron que continuarán la cooperación industrial y sectorial en el marco de la OCS y profundizarán la cooperación energética entre los Estados miembros.

Realizarán cooperación en materia de protección ambiental y combate al cambio climático, fortalecerán la seguridad alimentaria y abordarán de manera conjunta el impacto político, económico y social de la pandemia del COVID-19.

Los estados miembros continuarán fortaleciendo la cooperación en áreas como ejercicios conjuntos de socorro y rescate, educación, ciencia y tecnología, mujeres, cultura, turismo, medios de comunicación y deportes.

Los Estados miembros elogiaron mucho los logros de Uzbekistán durante su presidencia rotatoria de la OCS de 2021 a 2022.

India asumirá la próxima presidencia rotatoria de la OCS y llevará a cabo la próxima reunión del Consejo de Jefes de Estado de la OCS en 2023.

El Consejo de Jefes de Estado de la OCS también emitió una declaración sobre la preservación de la seguridad alimentaria internacional.

La declaración dijo que lograr la seguridad alimentaria es uno de los objetivos de la Agenda 2030 de la ONU para el Desarrollo Sostenible y es una base importante para que todos los países logren el desarrollo económico, la estabilidad social y la seguridad nacional.

La declaración dice que los líderes apoyan a las Naciones Unidas en el desempeño de un papel fundamental, apoyan el trabajo de la Organización de las Naciones Unidas para la Agricultura y la Alimentación, el Fondo Internacional para el Desarrollo Agrícola y el Programa Mundial de Alimentos.

También establece que los líderes proponen mejorar el entorno empresarial en el sector agrícola, promover la inversión internacional en la fabricación y procesamiento de productos agrícolas y maquinaria agrícola, y desarrollar el comercio transfronterizo.

Los líderes instan a los principales países productores y exportadores de alimentos a desbloquear el potencial de exportación, reducir las barreras arancelarias y no arancelarias, aliviar la presión de la oferta del mercado y evitar fluctuaciones indebidas en los precios de los alimentos en el mercado internacional, agregó el comunicado.

El comunicado señala que los mandatarios consideran inaceptables las medidas restrictivas unilaterales que van en contra de las leyes internacionales y su uso extraterritorial, llamando a la reducción de otros factores que influirían en la fluctuación de los precios internacionales de los alimentos y la contención del uso de los alimentos como recursos energéticos.

El Consejo de Jefes de Estado de la OCS emitió una declaración sobre la preservación de la seguridad energética internacional.

Ella dice que los líderes enfatizan que garantizar el acceso universal a energía asequible, confiable, sostenible y moderna es el séptimo objetivo enumerado en la Agenda 2030 para el Desarrollo Sostenible de la ONU.

Se afirma que los líderes enfatizan que los derechos de seguridad energética para todos los países y los derechos de las personas de todos los países a usar energía deben ser respetados y garantizados. Se dice que los líderes reconocen la Iniciativa de Desarrollo Global y la Iniciativa de Seguridad Global presentadas por China y apoyan la cooperación para garantizar conjuntamente la seguridad energética en el marco de la OCS.

El Consejo de Jefes de Estado de la OCS emitió una declaración sobre la lucha contra el cambio climático.

La declaración subrayó la importancia de aumentar la cooperación internacional sobre la base de la Convención de las Naciones Unidas sobre el Cambio Climático.

Se expresa que los Estados miembros acuerdan que la implementación del Acuerdo de París se basa en el principio y sobre la base de responsabilidades comunes pero diferenciadas y capacidades respectivas.

Los países miembros apoyan la propuesta de Tayikistán de nombrar 2025 Año Internacional para la Preservación de los Glaciares.

El Consejo de Jefes de Estado de la OCS también emitió una declaración sobre la protección de la seguridad, la estabilidad y la diversificación de las cadenas de suministro.

La declaración dijo que en el contexto de los desafíos globales, incluida la pandemia, los líderes buscan profundizar aún más la cooperación económica regional con el objetivo de acelerar la recuperación económica regional y la recuperación de todos los países.

La declaración llama a fortalecer la construcción de infraestructura para la logística, promover la reducción de las barreras comerciales y la simplificación de los procedimientos comerciales.

También pide la expansión continua de la cooperación en la liquidación de moneda local, creando condiciones para el desarrollo del comercio electrónico, apoyando a las micro, pequeñas y medianas empresas en los estados miembros de la OCS para aprovechar el potencial de su comercio electrónico, fortaleciendo cooperación en el establecimiento de la cadena industrial de vanguardia y procesamiento profundo, y avance de la cooperación de inversión en la economía digital y el desarrollo verde y sostenible.

Nota del traductor : se puede encontrar una traducción del ruso al inglés de la Declaración de Samarcanda completa , con sus 121 puntos, en el sitio web oficial del Ministerio de Relaciones Exteriores del gobierno indio en el siguiente enlace:
https://meacms.mea.gov .in/bilateral-documents.htm?dtl/35724/Samarkand_Declaration_of_the_Council_of_Heads_of_State_of_Shanghai_Cooperation_Organization


Fuente : http://www.china.org.cn/world/2022-09/17/content_78424895.htm

Dossier Geopolitico considera que es de importancia capital, entender, comprender y analizar criteriosamente (no con anteojeras ideológicas liberales) los discursos oficiales de los líderes de las Potencias Emergente (tratadas despectivas como “revisionistas” por la angloesfera…), que hoy desarrollan una alternativa al Orden Mundial establecido después del “fin de la bipolaridad” y con el mal llamado “Consenso de Washington” -mejor sería denominarlo el Dictado-. (Yalta/Potsdam murieron hace 30 años). Y  tampoco por lo tanto podremos usar los dogmas y categorías occidentales que clasifican cualquier disidencia con el “sistema mundo” actual en crisis como “nuevos imperialismos” en reconfiguración…Estamos ante los cambios sistémicos que anunciamos desde hace mas de 15 años… V Siglos de dominación occidental llegaron a su fin y la reunión de Samarcanda de la Organización de Cooperación de Shanghai, son clave para entender las nuevas estructuras, por ello nos parece importante leer los discursos oficiales de los líderes de esa Organización. Carlos Pereyra Mele Director de Dossier Geopolitico

Discurso del Presidente de Rusia en una reunión ampliada del Consejo de Jefes de Estado de la OCS

Presidente de Rusia, Vladimir Putin : 

Señor Presidente, colegas,

Comparto plenamente las declaraciones de mis colegas y sus valoraciones positivas sobre el trabajo de la Organización de Cooperación de Shanghai y su creciente prestigio en los asuntos internacionales. De hecho, la OCS se ha convertido en la organización regional más grande del mundo. Como han señalado oradores anteriores, más de la mitad de la población mundial vive en los estados miembros de la OCS, que representan alrededor del 25 por ciento del PIB mundial y tienen un poderoso potencial intelectual y tecnológico y una parte considerable de los recursos naturales mundiales.

Al mismo tiempo, la OCS no está marcando el tiempo, sino que continúa desarrollando y fortaleciendo su papel para abordar los problemas internacionales y regionales y mantener la paz, la seguridad y la estabilidad en todo el vasto espacio euroasiático. Colegas, esto es especialmente importante en la complicada coyuntura internacional actual, de la que hemos hablado en detalle durante nuestra reunión de asistencia restringida.

Sin embargo, me gustaría repetir que la política y la economía mundial están a punto de experimentar cambios fundamentales e irreversibles. El papel cada vez mayor de los nuevos centros de poder se está poniendo claramente de manifiesto, y la interacción entre estos nuevos centros no se basa en algunas reglas, que les imponen fuerzas externas y que nadie ha visto, sino en los principios universalmente reconocidos de la el estado de derecho internacional y la Carta de las Naciones Unidas, a saber, la seguridad igualitaria e indivisible y el respeto por la soberanía, los valores e intereses nacionales de cada uno.

Es sobre estos principios, que están desprovistos de todo elemento de egoísmo, que los esfuerzos conjuntos de los estados miembros de la OCS se basan en la política y la economía. Esto abre amplias perspectivas para la continua cooperación mutuamente beneficiosa en la política, la economía, la cultura, la ayuda humanitaria y otras esferas.

La lucha contra el terrorismo y el extremismo, el narcotráfico, el crimen organizado y las formaciones armadas ilegales sigue siendo una prioridad de nuestra cooperación. Otras áreas clave incluyen la prestación de asistencia en la solución política y diplomática de los conflictos a lo largo de nuestras fronteras exteriores, incluso en Afganistán.

El fortalecimiento de la cooperación económica ha sido tradicionalmente una parte fundamental de las actividades de la OCS. Nuestros esfuerzos conjuntos están diseñados para ampliar los intercambios comerciales y de inversión, llevar a cabo proyectos comerciales de beneficio mutuo en diversas industrias y aumentar el volumen de liquidaciones en monedas nacionales.

Como se señaló anteriormente, incluso por el presidente de Kazajstán, estamos abiertos a trabajar con todo el mundo. La SCO es una asociación sin bloque. Ayudamos a abordar los problemas energéticos y alimentarios que están creciendo a nivel mundial como resultado de ciertos errores sistémicos en las principales economías del mundo en el campo de las finanzas y la energía. Nuestra política no es egoísta. Esperamos que otros participantes en la cooperación económica construyan sus políticas sobre los mismos principios y dejen de usar las herramientas del proteccionismo, las sanciones ilegales y el egoísmo económico en su propio beneficio.

La decisión de la Comisión Europea de levantar las sanciones a los fertilizantes rusos es un claro ejemplo de este comportamiento egoísta. Somos conscientes del importante papel de los fertilizantes en la superación del problema alimentario. Por supuesto, saludamos la decisión de levantar las sanciones. Pero resulta que, de acuerdo con la aclaración de la Comisión Europea del 10 de septiembre, estas sanciones se levantaron solo para los países de la UE. Resulta que son los únicos que pueden comprar nuestros fertilizantes. ¿Qué pasa con los países en desarrollo más pobres del mundo?

Aprovechando la presencia del Secretario General Adjunto de la ONU [Rosemary] DiCarlo, me gustaría pedirle a la Secretaría de la ONU (hablé de este asunto anteayer con el Secretario General de la ONU, Antonio Guterres) que use su influencia en la Comisión Europea. decisión no de palabra, sino de hecho y exigir que ellos, nuestros colegas de la Comisión Europea, levanten estas restricciones claramente discriminatorias sobre los países en desarrollo y permitan el acceso de los fertilizantes rusos a sus mercados.

Además, anteayer informé al Secretario General Guterres del hecho de que hay almacenadas 300.000 toneladas de fertilizantes rusos en los puertos marítimos de la UE. Estamos listos para ponerlos a disposición de los países en desarrollo de forma gratuita.

También me gustaría señalar que Rusia está aumentando sus exportaciones de cereales a los mercados internacionales. Este año, será de 30 millones de toneladas, y el próximo año será de 50 millones de toneladas con el 90 por ciento de nuestras exportaciones de alimentos yendo a los mercados de Asia, África y América Latina.

Sin duda, las decisiones y los documentos de la cumbre en curso para mejorar la eficiencia de los corredores de transporte internacional, expandirse intra regionalmente, avanzar en la cooperación industrial, científica y técnica e introducir soluciones de alta tecnología en agricultura y atención médica promoverán un mayor desarrollo de los lazos comerciales dentro de la región. OCS.

También es importante avanzar en la cooperación cultural y humanitaria dentro de la OCS.

Los convenios y memorandos de cooperación en turismo y museología que se firmarán durante la reunión de hoy serán el siguiente paso en este camino.

Parece que las oportunidades son buenas para intensificar la cooperación deportiva y, potencialmente, celebrar grandes eventos deportivos con el patrocinio de la OCS. Para ello, podríamos pensar en crear una asociación de organizaciones deportivas bajo nuestra asociación.

Amigos,

Se señaló hoy durante la reunión de asistencia restringida que los estados de la OCS se enfocan en expandir la cooperación con los países que buscan establecer un diálogo abierto e igualitario con nuestra organización y están interesados ​​en unirse a ella. En este contexto, Rusia, sin duda, está a favor de la adhesión más temprana posible de la República Islámica de Irán a la OCS, que es lo que pretenden lograr los documentos y el memorando que se firmará hoy. Estamos convencidos de que la participación plena de Irán será beneficiosa para la asociación, ya que ese país juega un papel importante en la región euroasiática y en el mundo en general.

También respaldamos plenamente la decisión presentada para su aprobación por el Consejo de Jefes de Estado para iniciar el proceso de admisión de la República de Bielorrusia como miembro de la OCS. Permítanme aclarar que siempre hemos defendido que Bielorrusia, que es el socio estratégico y el aliado más cercano de Rusia, debería participar plenamente en la OCS. Sin duda, esto mejorará nuestra capacidad para promover la unidad en la política, la economía, la seguridad y los asuntos humanitarios.

Por supuesto, acogemos con beneplácito la concesión del estatus de socio de diálogo de la OCS a Egipto, Qatar y Arabia Saudita, así como el inicio del procedimiento para obtener este estatus por parte del Reino de Bahrein, el Estado de Kuwait, la República de Maldivas, la República de la Unión de Myanmar y los Emiratos Árabes Unidos. En particular, hay más países deseosos de cooperar con la OCS en diversas capacidades, y las solicitudes de otros estados y asociaciones internacionales merecen nuestra máxima atención y consideración favorable.

Para terminar, me gustaría agradecer al presidente Shavkat Mirziyoyev por la hospitalidad y la excelente organización de nuestro trabajo, y felicitar a Uzbekistán por su exitosa presidencia de la OCS. También me gustaría desear todo el éxito a nuestros amigos indios que hoy asumen la presidencia.

Gracias por su atención.

Como si fuera una cuestión infinita e inconmensurable, la tecnología asociada a la Web 3.0, no deja de sorprendernos segundo a segundo; y si bien las características de este tipo de tecnología cada vez más disruptiva y exponencial, es la descentralización y democratización entre otras cuestiones, se siguen sumando actores que han venido para quedarse en este nuevo entorno signado por el ciberespacio.

Las NFT tienen su origen en el término anglosajón Non Fungible Token, es decir un token no fungible, pero ¿qué significa esto? Y en verdad para poder entender y comprender en un todo y desde cero, es preciso remitirnos a la cuestión jurídica. En nuestro sistema jurídico argentino, más precisamente en el artículo 232 del derecho civil y comercial, donde se hace alusión a los bienes fungibles que son aquellos bienes que se pueden intercambiar, teniendo un valor especifico en función de su número, cantidad, medida o peso; un ejemplo de esto sería el papel moneda, el dinero tradicional; un billete de 10 dólares o 10 pesos es un bien fungible, porque se lo puede intercambiar sin problemas con otros billetes de igual, menor o mayor valor, no pierde su valor y se consume al utilizarlo. 

Por otro lado, los bienes no fungibles es algo que no se consume cuando se lo utiliza y no puede ser sustituido por otro similar por ejemplo una obra de arte como ser un cuadro, el cual no se puede intercambiar tan sencillamente como un billete. 

Es por ello que decimos que los token son unidades de valor que se asignan a un tipo o modelo de negocio, como puede ser el caso de las criptodivisas o criptomonedas. Y si bien ambos, las NFT y los criptoactivos, se encuentran íntimamente ligados, al menos en la cuestión tecnológica; a su vez también son opuestos, el ejemplo más claro seria el bitcoin que es una criptomoneda y por ende un bien fungible, mientras que la NFT es un bien no fungible, pero ambas en esencia son las dos caras de una misma moneda. 

En resumen y para pasar en limpio al bien fungible criptomoneda lo podemos intercambiar cuando querramos como se hace con el oro, es decir un valor de reserva, cuando hay demanda el precio sube, cuando hay intercambio el precio baja y así con cualquier otro bien fungible. Sin embargo, las NFT son no fungibles como una obra de arte es única y no existe otra igual si duplicados, triplicados, etc, el valor de la original siempre será superior a las copias, por eso se asocia las NFT con las obras de arte digitales al momento de ejemplificar. 

Hace poco días atrás en el Vaticano con el objeto de democratizar la educación y amplificar los vínculos entre las escuelas de todo el mundo y fomentar a su vez la Cultura del Encuentro Scholas Occurrentes, realizo el lanzamiento de su primera colección de NFTs, en la que se encontró presente el Papa Francisco; este evento que estuvo trazado por el arte digital, donde la tecnología blockchain juega un papel fundamental junto al nuevo universo de la internet que es el metaverso. Es dable destacar que en esta primera incursión en las NFTs se certificaron 1.200 piezas digitales artísticas. Por eso y para sintetizar la conceptualización de las NFTs son certificaciones que se le asigna a un bien digital y que se transforma en único e irrepetible, tiene un valor único, no pueden gastarse y poseen un archivo digital. 

A los efectos de continuar conociendo esta nueva temática como son las NFT, es importante saber qué tipo de tecnología utilizan para su creación, su función, y demás interrogantes que podamos tener. Por eso cuando hacemos alusión a NFT al igual que las criptomonedas la tecnología utilizada para que funcione es el blockchain, lo mismo que para incursionar y realizar transacciones en el metaverso, aunque estas no sean un tipo de monedas digital en sí mismas. Recordemos que el blockchain es una tecnología basada en una cadena de bloques de operaciones descentralizadas y públicas, mientras que el metaverso entendido como un nuevo mundo virtual, uno nuevo al que nos conectamos a través de dispositivos, que nos harán pensar que estamos realmente dentro de él, interactuando con todos sus elementos, o sea la internet después de la internet.

A raíz de esto mencionado ut-supra, la relación de los NFT con el blockchain, pasa por una cuestión primordial, como es el hecho de que esta tecnología garantiza que estos activos sean auditables, es decir, lo compradores de un activo único podrían hacer un seguimiento del mismo, por eso afirmamos el blockchain es el encargado de introducir los rasgos de interoperabilidad y carencia. Por eso, la relevancia de los NFT radica en que su procedencia puede asegurarse introduciendo un código en la programación, lo cual hace que, si la obra se vende a otro comprador, el creador de la misma recibirá un porcentaje a modo de remuneración por cada transacción que realiza; y esto a su vez provoco que el surgimiento de numerosos mercados de NFT está consiguiendo a diario que se haya convertido en un fenómeno en numerosas industrias. 

Ahora bien, es importante preguntarse ¿porque los NFT son claves para acceder al metaverso?, en artículos académicos anteriores expresábamos con total énfasis que todo este tipo de nuevas tecnologías van dando forma a la web 3.0, que es aquella donde se pretende una regulación del ciberespacio, también se pretende privacidad, está hecho para personas, las aplicaciones son inteligentes y tal cual lo mencionado más arriba basado en la tecnología blockchain, y por ende esta web 3.0 surge a través de la esta última tecnología y todo lo relacionado con ella, los gráficos 3D, la web semántica y por ende el metaverso. 

En fin, los NFT son una nueva modalidad de activos digitales, los cuales tienen características de ser únicos, indivisibles e inmutables, por eso la lógica indica que las oportunidades comerciales ilimitadas que ofrece el metaverso hacen que su fusión con los NFT sea la sucesión lógica con tecnología bloackchain. Además, los NFT pueden colaborar para obtener el acceso único y exclusivo en una determinada ubicación del metaverso, así como por ejemplo la escritura de una propiedad virtual; por eso las NFT son una de las claves fundamental para cambiar el diseño del metaverso, haciendo que se transformen las redes sociales convencionales de interacción, transacción y socialización del usuario. 

Entre ellos podemos mencionar: Una economía justa y transparente; nuevas experiencias de identidad; compras de propiedades; herramientas de marketing y control de acceso entre otras, amén de que posibilidades son infinitas y aún quedan muchísimas más por conocer. Por eso afirmamos que la fusión de los NFT, el metaverso y la tecnología blockchain, suponen un punto de inflexión y tiene un potencial que transformara más, aun el futuro. La combinación del mundo digital, activos reales y virtuales y además el nuevo sentido que dan a la economía y las experiencias sociales serán la clave para el futuro de nuestras interacciones.

Por último, es dable advertir y no dejar pasar por alto, algo sumamente importante como es la regulación de estos NFT, porque se torna más que necesario su instrumentación ante las dificultades regulatorias que conlleva la irrupción de las parcelas virtuales y por ende la criptoeconomia, por eso no resulta para nada asombroso hacer alusión a Metalaw o Metaverso Jurídico como el derecho en el mundo virtual destinado a brindar seguridad y reglas claras de juego tanto a proveedores como usuarios, como por ejemplo legislación y jurisdicción aplicable entre otras para la resolución de conflictos, que sin duras serán de carácter transnacionales. La falta de regulación global del ciberespacio en sí, ya es todo un gran desafío de los países del mundo conglomerados en naciones unidas y demás organismos multilaterales quienes aún no se han esforzado lo suficiente, más allá de reglamentaciones internacionales que no brindar el soporte jurídico necesario en estas cuestiones globales. 

“La creatividad es clave en esta etapa de la historia, que se construye segundo a segundo, y ante nosotros esta la misión de afrontar estas dificultades y oportunidades que se nos presentan, teniendo como fin la tan anhelada justicia social tecnológica”.

DR. MARIO RAMON DUARTE – ABOGADO (UCASAL) – JUEZ ADM. MUN. FALTAS (M/C) (2009-2020) – ESP. DERECHO PUBLICO (UCSF)

MIEMBRO DOSSIER GEOPLITICO (CORDOBA-ARG) – ACADEMICO AICTEH (VALENCIA-ESPAÑA) – SEMINARISTA BIOLAW AND BIOETC (UNIV. GEOR.-EEUU)

 Fuentes consultadas

https://www.enatic.org/noticias/9/los-nft-y-la-evolucion-de-la-economia-digital/

https://www.infobae.com/opinion/2022/05/20/nfts-blockchain-y-la-presencia-del-papa-como-se-vinculan-dos-mundos-distantes/

https://www.plainconcepts.com/es/nft-blockchain-metaverso/

https://www.xataka.com/basics/que-nft-como-funcionan

UN MOMENTO HISTÓRICO, PERO TAMBIÉN HISTÉRICO es como define a la actualidad mundial, el director de Dossier Geopolítico, Carlos Pereyra Mele, en su columna del Club de La Pluma mientras se agota el poder hegemónico de los anglosajones a manos de un nuevo mundo multipolar, y se pregunta si los poderes neoconservadores de EEUU reflexionarán y tendrán la responsabilidad de terminar con tanta conflagración de alta intensidad que puede llevar a la desaparición de la humanidad. Además aborda la guerra en Europa para concluir con que a Ucrania le va muy mal, a pesar de la propaganda política “guerrerista”, que solo ofrece triunfos mediáticos que no reflejan la realidad de las batallas,

También nos habla de los frentes internos en Norteamérica, de las posturas antagónicas de Soros y de  Kissinger. El primero, como promotor y patrocinador de las agresiones a Rusia y que pretende que muera hasta el último ucranio; y el segundo, que le ha dicho a Zelenski que firme una rendición que incluya entregar territorios. Además de que Occidente debe asumir que no puede existir un sistema mundial que pueda ser “vivible” si no incluye a Rusia y que se debe acabar con el criterio de derrotarla.

A continuación analiza las declaraciones del general Mark Alexander Milley -Jefe de Estado Mayor Conjunto, el oficial militar de más alto rango de la nación y el principal asesor militar del presidente, el secretario de Defensa y el Consejo de Seguridad Nacional-, jefe de todas las fuerzas armadas norteamericanas, que reconoce que “EEUU no está preparado para las nuevas guerras del siglo 21”. Todo ello en medio de las dificultades electorales de Biden, de la pérdida de apoyo de su prensa adicta y de que ésta guerra tampoco le sirve como elemento de acumulación de poder ni para contar con un frente interno ordenado y tranquilo.

Además aborda con rigurosos datos contrastados, el declive del G7 marcado por la notable caída del PBI de sus países miembros desde la desaparición de la URSS, y hace una reseña cronológica de los hechos que marcan el inexorable declive de Occidente tanto en la gestión de gobierno como en el campo económico y en el terreno militar, con sus impactantes fracasos, derrotas y huidas desde el principio de siglo.

Por otra parte, nuestro director nos presenta un completo cuestionario que pone en duda si Estados Unidos está preparado para seguir tensando la cuerda con estos conflictos globales. Unas preguntas que tienen evidentes respuestas negativas para un bloque que solo ha intentado con el expediente militar, torcer una historia que viene de declinación en declinación y  de golpe en golpe.

Eduardo Bonugli (Madrid, 29/05/22)

General Mark Alexander Milley -Jefe de Estado Mayor Conjunto, el oficial militar de más alto rango de la nación y el principal asesor militar del presidente, el secretario de Defensa y el Consejo de Seguridad Nacional-
G7

Por Mario R. Duarte Dossier Geopolitico (*)

“Un Hacktivista es un hacker que usa sus conocimientos informáticos para llevar a cabo acciones en el ciberespacio, con una finalidad y motivación política o ideológica”.

En pleno desarrollo de este convulsionado siglo XXI, de características multidimensionales en todo sentido, no cabe la menor duda que si a alguien  le quedaban interrogantes pendientes o le faltara demostraciones concretas para entender y comprender que estamos, ante un nuevo cambio epocal, ante una nueva normalidad, ante un nuevo escenario de la historia, jamás antes visto, y en aras de un camino muy sinuoso todavía, en lo que respecta al ámbito digital, con una gran problemática aún pendiente de una solución real y definitiva, como es la regulación global del ciberespacio.

Y más allá de todo lo que hemos venido analizando, por nuestra parte como académicos especializados en la materia, a través del devenir de esta última década, las temáticas abordadas con debida seriedad y profundo análisis; con el transcurrir de los días, vamos observando que el fenómeno que nos rodea en el nuevo entorno por el que transcurre gran parte de nuestras vidas, no deja de sorprendernos, al decir y confirmar nuestros pronósticos emitidos tiempos atrás como una suerte de presagio, ante este universo desconocido, pero que día a día, lejos de ser ciencia ficción, se manifiesta como ciencia acción, ante los acontecimientos diarios.

Entre esos estudios que realizamos y contemplamos dentro de lo que se denomina la era de la digitalización o la cuarta revolución industrial, ha tomado mucho auge una temática o problemática por demás importante en la actualidad, que es el denominado Hacktivismo.

Para ello es preciso realizar un concepto lo más representativo posible de este accionar; por eso decimos que el Hactivismo es una palabra que surge de la fusión de otras dos: el término Hacker y el término Activismo. En lo que refiere al primer término, es decir Hacker, en general hace referencia a personas aficionados y/o expertos en materia informática; mientras que el Activismo es la acción directa y militante para conseguir una meta social, política o económica. Si bien, ambos términos mencionados están cargados de múltiples interpretaciones, definir el Hacktivismo se hace un poco complejo, pero es necesario entender el movimiento Hacktivista como en continuo cambio, evolucionando como un proceso abierto. En fin, el Hacktivismo, conocida como una cultura Hacker dentro del ciberespacio es: una forma de protesta realizada por aficionados o profesionales de la seguridad informática con fines reivindicativos de derechos, promulgación de ideas políticas o quejas de la sociedad en general, haciendo uso de los fallos de seguridad de la entidades o sistemas gubernamentales; es decir surge como un nuevo fenómeno, cuya base ideológica es el intercambio y apertura del conocimiento y la vulnerabilidad de derechos de propiedad intelectual que aprisionan el desarrollo del conocimiento.

Por último y con el fin de dar una forma conceptual basta y completa, decimos que así motivados por un fin político, social o económico aparecen los Hacktivistas, que de forma personal o colectiva llevan a cabo acciones contra la seguridad de los sistemas, para escribir códigos que promuevan ideologías políticas, libertad de expresión, derechos humanos y ética de la información, es decir pretenden producir resultados similares a los de cualquier otra forma de activismo social, como las protestas o desobediencia civil. 

Pero ante el avance exponencial de la tecnología y los procesos disruptivos que acontecen día a día, minuto a minuto, y todo esto sumado a la nueva configuración de este nuevo orden mundial que asoma con nuevos actores emergentes en la multipolaridad que está naciendo ante un mundo nuevo, del cual emanan un sinfín de interrogantes, surge una multiplicidad de estudios y análisis que realizamos, los cuales no hacen afirmar con plena convicción que el Hacktivismo va mucho más allá de acceder clandestinamente a un sistema informático ajeno para difundir un mensaje reivindicativo. 

Si bien algunos expertos expresan que el Hacktivismo surgió con los inicios de internet y ha participado en acciones antiterroristas o contra la corrupción. No obstante, la visión inocente que se tiene de esta forma de activismo digital ha hecho que muchos gobiernos se sientan tentados a utilizar a los Hacktivistas como herramientas para sus fines políticos. 

Las reivindicaciones a menudo han estado ligadas a la tecnología. El uso de los carteles, las redes sociales o los métodos seguros y la criptografía reforzada para comunicar mensajes son solo algunos ejemplos de cómo el Activismo y la tecnología coinciden. Las redes sociales, por ejemplo, fueron fundamentales en las masivas movilizaciones de la década pasada. Las protestas del 2011, como Occupy Wall Street en Nueva York, el 15 M en España o las Revueltas Árabes, no se pueden entender sin Facebook o Twitter, al igual que las protestas de Hong Kong en 2019 sin Telegram o Pokemon Go.

Desde la creación de internet, muchos de sus usuarios han aprendido a manipular los sistemas informáticos ajenos sin autorización. A medida que internet conecta cada vez más cosas y a más personas; ahora en un escalón superior con la llegada de a poco con el Metaverso (el nuevo universo digital); es más atractivo utilizar estas habilidades para hacer llegar más lejos un mensaje político. Los Hacktivistas, repetimos, buscan forzar los cambios que quieren ver en el sistema accediendo y atacando a los ordenadores y las redes de comunicación de otros, y estas operaciones si bien le han otorgado cierta fama en la cultura popular, no hay que olvidar que estos actúan todas las veces que lo hacen en el marco de la Ilegalidad, es decir fuera de lo legal.

Una de las acciones clásicas del Hacktivismo es aumentar el tráfico de la página web de una empresa o institución, cualquiera sea su actividad, para colapsar sus servidores y dejarla inoperativa, ésta modalidad es conocida como ataque DDoS, otra conocida también es el Defacement (desfiguración), cuando se reemplaza el contenido de la página elegida, por los mensajes diseñados por los Hacktivistas, normalmente con fines reivindicatorios; de esta manera quien quisiera entrar en la página web, o no podría o vería la denuncia del Hacktivista, en vez del contenido habitual, a esto si lo pensamos a nivel gubernamental, seria para un gobierno una verdadera catástrofe, debido a que la mayoría de sus organismos o instituciones están en línea y funcionan a través de ella. 

Algunos grupos Hacktivistas que podemos mencionar entre los más conocidos se encuentran: Electronic Disturbance Theater, The Yes Men, Guardians of Peace, Wikileaks, entre otros, pero el más conocido a nivel mundial es Anonymus, grupo que se hizo famoso en 2008 cuando le declara la guerra a la iglesia de la cienciología (secta popular entre las estrellas de Hollywood). Por definición, los grupos Hacktivistas no están afiliados a ningún Estado y actúan por cuenta propia, pero en muchas ocasiones gobiernos y Hacktivistas han encontrado objetivos comunes y han actuado codo a codo.

Ahora bien, en la actualidad y en lo que respecta al decir del grupo Anonymous y el Hacktivismo, están directa o indirectamente amen de la óptica en que se lo analiza, metidos de lleno en lo que se denomina la Primer Guerra Digital de la historia en el conflicto bélico entre Ucrania y Rusia. Anonymus le ha declarado la guerra al gobierno Ruso en la persona de su presidente Vladimir Putin, el ataque contra las webs del gobierno local de Chechenia y el central de Rusia, la filtración de 200 GB de correos electrónicos de la empresa de armamento Bielorrusa Tetraedr y las llamadas constantes en sus redes a combatir la desinformación son algunas de las acciones que ha llevado a cabo en los últimos días el colectivo hacker, esto se dio a conocer tanto en su cuenta de Twitter y Youtube. Sin dudas que esta es solo una de las caras más visibles del Poliedro cibernético y global que rodea el conflicto Ucrania-Rusia, donde ambas naciones se están lanzando Ataques de Denegación de Servicios DDoS; por eso ahora afirmamos que esta guerra que se lleva adelante en Europa es de carácter híbrida. Sin dudas que la nueva guerra bacteriológica es digital y tiene como objetivo neutralizar la viralidad del enemigo, un enemigo que va más allá de Ucrania, Rusia, EEUU o la OTAN, de lo que si hay certeza es que estamos viviendo la primer guerra digital de la historia y esperemos que esta no sea una de esas parte que ha anunciado hace un par de años atrás el Papa Francisco, la Tercer Guerra Mundial de a pedazos; y el agravante de todo esto sigue siendo en materia tecnológica la Falta de Regulación del Ciberespacio que es el entorno donde se desarrollan todas estas actividades digitales.

No cabe duda, de que los tiempos han cambiado y que, en ésta época inédita en la historia de la humanidad, pareciera ser lamentablemente que las guerras además de las movilizaciones de tropas ya sea tierra, aire o marítima, también comienzan simultáneamente con este nuevo elemento de la geopolítica que es el ciberespacio a través de ciberataques, tal cual lo anunciamos hace ya unos años atrás con diversos artículos sobre ciberataques, ciberguerras, y los diversos mecanismos que se utilizan en la actualidad para desvirtuar las ciertas cuestiones, como las fake news, deep fake, lawfare y un sin fin de nuevos mecanismos más, a los que hago alusión en mi obra bibliográfica: “Cuarta Revolución Industrial: análisis estratégicos”.

Conscientes de las nuevas reglas de juego en la nueva normalidad en que nos encontramos inmersos, los gobiernos del siglo XXI expanden su control biopolítico a la esfera virtual y de ésta apreciación no queda exento ninguna potencia o país, ejemplos abundan; por eso es tiempo que empecemos a entender ya, que estamos transitando ante un horizonte desconocido y la mejor forma de predecir el futuro mejor es ir construyéndose día a día, con reglas claras de juego en donde la Regulación del Ciberespacio, una materia pendiente de los organismos multilaterales, sea efectiva realidad, para utilizar la tecnología en pos de una humanidad en donde empecemos a entender que si el Hacktivismo se usa para una actividad noble donde los verdaderos reclamos sean justos con el fin de ayudar a comprender esta nueva realidad, con más ciberseguridad, más ciber etica y más ciber transparencia, estaremos empezando a conocer el verdadero uso y objetivo de la social media.

(*) DR. MARIO RAMON DUARTE ABOGADO (UCASAL) – JUEZ ADM. MUN. FALTAS (M/C) – ESP. DERECHO PÚBLICO (UCSF) – MIEMBRO DOSSIER GEOPOLÍTICO (CÓRDOBA-ARG) – ACADÉMICO AICTEH (VALENCIA-ESPAÑA) – SEMINARISTA BIOLAW AND BIOETC (UNIV. GEOR.-EEUU)

Fuentes Consultadas

Cuarta Revolución Industrial: análisis estratégicos. Autor: Mario Ramón Duarte Edit: Phillos Academy (2021)

https://www.lisainstitute.com/blogs/blog/hacktivismo-definicion-tipos-modus-operandi-motivaciones

http://blog.txipinet.com/2006/07/30/8-ntroduccion-al-hacktivismo/

“En los últimos años el aumento de las preocupaciones morales ligadas a las violaciones de la privacidad, recopilación de datos, censuras y noticias faltas (fake news) ha eliminado la controversia para renovar las plataformas de redes sociales que han llegado a dominar hasta nuestra democracia”.

Hace poco menos de un lustro quizás, nos interrogábamos sobre evolución o revolución en el nuevo entorno donde nos desarrollamos y se manifiesta gran parte de nuestras actividades como así también la comunicación entre otras, de hecho, más allá de los tecno fóbicos o tecno utópicos, no podemos negar la que realidad supero a la ficción, es decir, lo que creíamos hace poco tiempo atrás cosas de ciencia ficción, se han convertido en ciencia acción. Donde la disrupción y exponencialidad con que se han producidos los cambios en el mundo en materia tecnológica y nos ha afectado de lleno a todos los seres humanos de una u otra forma, sigue un proceso indetenible y cada vez con más vertiginosidad, mientras en el medio un sinfín de cuestiones aún esperan una respuesta, puesto que la simultaneidad en que convivimos en muchas partes del mundo, entre ellas Latinoamérica, se entremezclan las diversas eras de la historia y los ciudadanos quedan en cámara lenta o velocidad supersónica, física o digital, visible e intangible, con bienes y servicios, con aceros y datos, con autopistas y Smartphone; sin dudas toda una travesía difícil de digerir, donde los modelos tradicionales no terminan de dar un paso al costado y los modelos innovadores no alcanzan aun a implantarse.

A raíz de esta compleja introducción, pero necesaria para el abordaje compacto de la temática a desarrollar, con un enfoque holístico, multidisciplinario y con solida evidencia empírica, trataremos de analizar los impactos e implicancias de las diversas ópticas en la vida socioeconómica, educativa y cultural principalmente de la Web 3.0 y el soporte que brinda la tecnología blockchain, en un tiempo, en un momento donde aparente lo habíamos visto todo, el metaverso, es decir la internet, después de la internet, donde tecnologías como la realidad virtual, la holográfica, la IoT, y la realidad aumentada, son los ejes principales hasta hoy día, en este nuevo “verso” del cual aún se ha empezado a dar los primeros pasos y que se espera consolidar recién dentro de una década.

Lo cierto es que encada análisis de estirpe académica que realizamos en temas tan delicados como el presente, hacemos hincapié sobre la falta de regulación del ciberespacio, cuestión más que imperativa, con la rapidez con que fluyen estos temas, una normativa ciberetica que contemple y proteja todas las cuestiones que se hallan inmersas en este tercer entorno (entorno virtual) pero que a raíz de lo planteado ut-supra las falencias o desavenires que ocurren en muchos casos son verdaderos problemáticas catastróficas. 

Si bien con el transcurrir de los años todo va evolucionando en aras de adaptarse a nuevas exigencias y tecnologías con las que disponemos, no es de forma equitativa alrededor de nuestro planeta y quienes vivimos en esta latitud del mismo, no solo lo sabemos muy bien, sino que lo padecemos en el mayor de los casos. La masividad e hipervelocidad de datos, conjugada con la velocidad analítica cada vez más basta, nos transporta a una realidad paradojal, en la cual a medida que aumenta la eficacia tecnológica, como lo mencionamos más arriba, crecen nuestros temores a los mismos, más aún sin una regulación global.

Por eso damos paso a la Web 3.0 que es un caso de los que mencionamos en dicha descripción precedente. Para ello es importante realizar un enfoque histórico y conceptual para llegar a la actualidad. La Web (vocablo ingles que significa red) comúnmente entendida como el conjunto de información que se encuentra en una dirección determinada de internet. Todo empieza con la Web 1.0, ésta era unidireccional y tenía que ver con sitios Web estáticos creados con HTML, CCS y JavaScript. No existía muchas aplicaciones Web en internet, en resumen, no había interacción de allí la unidireccionalidad. En esa época solo teníamos MSN y salas de chat de AOL; en general no fue una gran experiencia cuando comparamos con la Web de hoy, tampoco había forma de transmitir música y videos, no había redes sociales, por eso al principio internet fue un poco inestable, hasta que las cosas que género en un breve lapso de tiempo, hicieron que diera un giro de 360 grados. 

A continuación de la de la antes mencionada, le sucede la Web 2.0, desde principios del 2004 hasta la fecha prácticamente. Durante todo el transcurso de ese tiempo la Web evoluciono muchísimo y uno de los mayores cambios que se produjeron fue la interactividad de internet, esto significo que no solo tuvimos información de las paginas sino también de nosotros, por otro lado, eso provoco que Facebook, Youtube, Google (empresas centralizadas), comenzaran a recopilar más datos personales de quienes navegábamos en la web y visitáramos estas plataformas y así brindarnos un mejor contenido para poder pasar más horas en ellas, al menos así se lo pensó en un primer momento, mas allá de los magros resultados en torno a robo y venta de datos en diversos ámbitos significativos. También aquí se vendieron datos a los anunciantes, es decir caracterizada por la publicidad dirigida y la falta de privacidad para los usuarios. Además, hace hincapié en el diseño de páginas web y como utilizarlas, fomento la colaboración y la interacción entre usuarios en transacciones P2P, preparando de esta manera el terreno como lo habíamos descripto para el comercio electrónico y redes sociales. 

Así como la Web 2.0 se ha convertido en nuestro actual estándar de interacción en la Web, lo mismo ocurrirá con la Web 3.0 o web semántica como se la conoce, es un término creado allá por el 2006 por el diseñador y emprendedor Jeffrey Zeldman; si bien la Web 2.0 tiene mucho para explotar aun, fue la llegada del Big Data y la IA que aceleraron e impulsaron esta idea, como así también otro detonante fue la llegada del Bitcoin y el blockchain en 2008; esto es algo que especialmente impactaba en la capacidad de organizar y crear redes dentro de redes, tal como muchos cyberpunks soñaban.

Al igual que el resto de versiones o evoluciones de la Web, ésta hace uso de distintas tecnologías para su construcción y la razón de ser es que las nuevas tecnologías han tenido un significativo avance especialmente en desarrollo, contenido y aplicaciones, interactividad, almacenamiento, representación gráfica y transmisión de datos, que son los que permiten construir día a día la Web 3.0.

En la actualidad ya existen varios servicios del tipo Web 3.0, uno de ellos es el Siacoin, un tipo de sistema de almacenamiento Web 3.0, donde se hace uso de blockchain, Smart contracts y llevando a un nuevo nivel de interacción y seguridad de este tipo de sistemas. En lo que respecta a redes sociales podemos nombrar como ejemplo a Voice de EOS, o Hive que te permite compartir con tus seguidores, esto es una interacción directa sin intermediarios con ellos, con toda la data bajo el control de uno mismo. También otro ejemplo sobresaliente es Golem, en donde se puede realizar tareas complejas de computación, haciendo uso de recursos computacionales alquilados por un bajo precio, por ejemplo, un proyecto de investigación en materia de IA, big data, data mining, etc. Es decir que en la Web 3.0 terminaran convergiendo muchas tecnologías y sin dudas una de ellas es el blockchain. Y, ¿Porque resaltamos blockchain? En verdad la respuesta a esto se debe a que son varios los especialistas que coinciden en que la tecnología blockchain hace posible nuevos niveles de interacción, un ejemplo de ello es la posibilidad de crear un programa que se ejecute de maneta autónoma dando acceso a servicios si se cumplen determinadas condiciones. Por eso es que más arriba hicimos alusión a los Smart contracts o también pueden ser las DApps (aplicaciones descentralizadas). Esta es una tecnología que se puede probar y comprobar en la actualidad en blockchain con ethereum, EOS, ethereum classic e incluso bitcoin cash que también cuenta con servicios de descentralización.

Por otro lado, la tecnología blockchain está cada vez más tomando forma como clave para la descentralización en la Web 3.0, como solución a una de las mayores preocupaciones de los usuarios de la internet que son la seguridad o en verdad la ciberseguridad y la protección de la privacidad de los datos. Además, esto no es una simple problemática aislada, pues es cada vez más evidente que la explotación no regulada de información de los usuarios por parte de empresas como Facebook, representa una centralización excesiva del poder digital en manos de unos cuantos. En los últimos años el aumento de las preocupaciones morales ligadas a las violaciones de la privacidad, recopilación de datos, censuras y noticias faltas (fake news) ha eliminado la controversia para renovar las plataformas de redes sociales que han llegado a dominar hasta nuestra democracia.

Para combatir esto, la tendencia es que los usuarios, que utilizan tecnologías como el cifrado, tengan el control total de sus datos. Esto significa que, en lugar de esperar que las empresas personalicen sus experiencias, los usuarios de internet junto con la IA y el blockchain, puedan dar forma a su propia navegación; en este sentido, el avance veloz de la tecnología blockchain y sus propiedades intrínsecas de descentralización, transparencia y recompensa a la comunidad, propone un futuro para las iniciativas de esta Web 3.0, esta Web que propone y promete reajustar los valores del espacio social para fomentar la libre expresión, el bienestar de los usuarios, el autogobierno de datos, a través de un modelo de interacción digital más justo e inclusivo.

Por último y, en otras palabras, la Web 3.0 puede una vez más, convertirse en ese internet anónimo y gratuito que conocimos en los primeros años, aunque pareciera que estuviésemos retrocediendo, la descentralización es necesaria para poder salir a flote de la trampa donde todo se rastrea lo que hacemos en línea y más aun sin la regulación global del ciberespacio que tanto hemos recalcado, por eso repetimos la importancia del blockchain que a través de su transparencia no interferirá al menos en la preservación de la privacidad de los usuarios. La Web 3.0 está aquí y vino para quedarse, aunque recién estemos en las etapas primarias con su aplicación en desarrollo y para que todo esto tenga realmente la importancia vital para los usuarios y su seguridad in totum, es preciso que cada vez más seamos solidarios con distribuir el conocimiento preciso hasta llegar a cada uno de los que hoy se cuentan por cientos de millones de usuarios de la internet en el mundo, de esta manera estaremos haciendo el aporte necesario y equitativo en la construcción de una justicia social tecnológica que aún falta mucho para consolidarla. 

DR. MARIO RAMON DUARTE ABOGADO (UCASAL) JUEZ ADM. MUN. FALTAS (M/C) ESP. DERECHO PUBLICO (UCSF) MIEMBRO DOSSIER GEOPLITICO (CORDOBA-ARG) ACADEMICO AICTEH (VALENCIA-ESPAÑA) SEMINARISTA BIOLAW AND BIOETC (UNIV. GEOR.-EEUU) FUENTES CONSULTADAS

Algoritmolandia. Inteligencia artificial para una integración predictiva e inclusiva de américa latina. Director/Autor: Gustavo Beliz Edit: planeta (2018)

Cuarta Revolución Industrial: análisis estratégicos. Autor: Mario Ramón Duarte. Edit: Phillos Academy (2020)

https://es.theastrologypage.com/what-role-will-blockchain-play-web-3

https://es.cointelegraph.com/explained/what-is-web-30

Por Andrés Ortega Hoy Dia Cordoba

No es la visión habitual, pero el mundo podría verse como tres esferas que compiten entre sí: una en torno a EEUU (que incluye Europa y otros); otra en torno a China; y una esfera de lo digital, por cuyo dominio y control hay una gran pelea en su propio interior –grandes empresas contra el poder político, inclusive en China–, y exterior en la gran competencia entre las dos grandes superpotencias o civilizaciones. Es decir, serían dos esferas o mundos físicos, muy de átomos y de geografía (incluido el espacio), y una virtual. Es una visión que se va extendiendo y que defiende, por ejemplo, el Centro para el Estudio de la Vida Digital (CSDL), que dirige el tecnólogo Mark Stahlman.

En términos de civilizaciones, hablaríamos de Occidente, de Oriente y de la esfera digital que es una extensión de nosotros mismos, aunque cada vez llega más allá. El matemático y filósofo español Javier Echeverría habló hace un tiempo del “tercer entorno”, que guarda relación con esta idea. No somos, dice Stahlman, “ciudadanos del mundo” sino habitantes de esferas potencialmente en conflicto y las tres con alcance global. Esto es algo absolutamente novedoso en la historia de la humanidad, porque las diferentes civilizaciones tendrán que enfrentarse no solo entre sí, sino también a una esfera, la digital, que ha penetrado las demás.

No son esferas cerradas, son y serán interdependientes en términos económicos y financieros, como se está viendo con la crisis del gigante inmobiliario chino Evergrande y con la del gas, con repercusiones globales. La competencia entre las dos esferas físicas sigue una lógica en parte equivocadamente militar, como vemos con la colaboración AUKUS para dotar a Australia de submarinos de propulsión nuclear y, en materia de ciberseguridad, de Inteligencia Artificial y de comunicación cuántica, que refuerza la cooperación entre los tres aliados anglosajones. Aunque lo abiertamente militar no tiene por qué ser lo principal, como ha quedado de relieve en la reciente reunión del Quad entre EEUU, Japón, Australia y la India.

La tercera esfera, la digital, más que líquida es gaseosa. En su seno está naciendo un llamado Metaverso en el que casi todos nos vamos a ver implicados y que puede llegar a ocupar casi todo lo humano. Metaverso (“meta-universo”) es un término que se ha impuesto desde Silicon Valley. Lleva tiempo entre nosotros pues lo acuñó en 1992 Neal Stephenson en su novela de ciencia ficción “Snow Crash”. Se refiere a una confluencia o convergencia de la realidad física, la realidad virtual y la realidad aumentada, todo sazonado por la inteligencia artificial. La realidad virtual es la que se crea únicamente en el mundo digital, como el videojuego Fortnite, de alcance global. La aumentada consiste en añadir elementos digitales a la realidad física, aunque esta se vea en pantalla, por ejemplo, en el juego, también global, de Pokémon, o a través de lentes especiales 3D.

Matthew Ball, inversor en capital de riesgo, identificó en 2020 algunas características del Metaverso. Tiene que abarcar los mundos físico y virtual, contener una economía en toda regla y ofrecer una “interoperabilidad sin precedentes”: los usuarios tienen que ser capaces de llevar sus avatares y bienes de un lugar en el Metaverso a otro, sin importar quién dirija esa parte en particular. De hecho, muchas grandes empresas –y no sólo las big techs de EEUU, también la Sony japonesa, por ejemplo–, están invirtiendo de forma notable en la construcción de este Metaverso. Por algo será.

Un jefe de la big tech como Mark Zuckerberg, el fundador de Facebook que quería convertir al mundo en una gran comunidad bajo su red social, ve ahora en el Metaverso una realidad alternativa universal, un “Santo Grial de las interacciones sociales”, que cree será una realidad para 2025. Se describen así futuros posibles de una Internet 2.0, una convergencia de realidad física, aumentada y virtual en un espacio en línea compartido. Según Zuckerberg, ninguna empresa dirigirá el Metaverso, sino que será operado por muchos en una forma descentralizada. ¿Lo permitirán los que dirijan las otras dos esferas?

El Metaverso estará plagado de tecno-personas, por usar la terminología de Echeverría, de tecno-empresas, de tecno-Estados e incluso de tecno-terrorismos de nuevo cuño. La cuestión no es solo si el Metaverso es controlable, sino si es gobernable, o vamos a una esfera digital que todo lo penetra, pero en el que ningún poder político acaba dominando y en la que las empresas y una multiplicidad de actores se revuelven contra el intento de cortarles las alas. China lo está intentando con una serie de medidas, para controlar desde el poder político al naciente Metaverso, al que no escapará. Pero ni siquiera el régimen chino, con sus controles, tiene garantizado que no se verá superado por un Metaverso anárquico e ingobernable por poderes públicos, o, de forma más amplia, por una esfera digital anárquica.

Ambas esferas físicas, geográficas y culturales, Oriente y Occidente, avanzan hacia un enfrentamiento, una guerra de nuevo tipo muy diferente de la clásica y de la llamada Guerra Fría entre Occidente y la Unión Soviética. En todo caso, sin un profundo conocimiento del impacto de la tercera esfera en las otras dos, de la tecnología digital en las civilizaciones, y sin un conocimiento recíproco entre estas civilizaciones no seremos capaces de navegar el futuro, advierte Stahlman. A este respecto Oriente conoce Occidente mucho más que al revés. Y el Metaverso nos conocerá a todos.

“El ciberterrorismo es una ataque o amenaza premeditada, buscando intimidar, presionar o afectar las partes vulnerables de la infraestructura crítica de los Estados, causando estragos de magnitudes inconmensurables”.

La considerada “Era de la revolución tecnológica o digitalización”, ha llegado a nuestras vidas con cientos y quizás miles de interrogantes de toda índole, porque no solo abarca a la cuestión doméstica, es decir a los tantos inconvenientes que se suscitan día a día en el nuevo entorno que nos hallamos los seres humanos: “El Ciberespacio”; sino que también genero una multiplicidad de problemáticas más complejas en torno a información sensible e infraestructuras críticas de los Estados, poniendo en riesgo muchos factores de suma importancia para la gobernanza de éstos, en especial la Soberanía misma, con fronteras muy vulnerables ante ataques externos, entre otras cuestiones más. 

Dentro de esas múltiples y complejas situaciones problemáticas que ponen en jaque la Seguridad Cibernética de un Estado se encuentra el denominado: “Ciberterrorismo”. Muchos seguramente se preguntarán a priori, que es el Ciberterrorismo, cuál es su verdadero significado, que alcance y consecuencias genera en un Estado y sus habitantes, entre tantas preguntas que uno puede hacerse ante esta amenaza latente que crece cotidianamente, conjuntamente ante el avance vertiginoso de la cuestión tecnológica y sin una debida Regulación Global o Universal del Ciberespacio, materia aún pendiente de los organismos multilaterales internacionales que de una u otra forma, tratan de dar respuesta al mundo en torno a cuestiones que emanan de nuestra humanidad misma.

Como primera medida y antes de avanzar en profundidad con la presente temática que aqueja al mundo en sí, es dable contar con un concepto adecuado de Ciberterrorismo ante los innumerables significados que se tengan del mismo, y principalmente libre de todo tipo de ideología, con una impronta que tienda a constituir un bien en sí para afrontar los desafíos pendientes de cara al futuro. Por eso decimos que el ciberterrorismo es una ataque o amenaza premeditada buscando intimidar, presionar o afectar las partes vulnerables de la infraestructura crítica de los Estados, causando estragos de magnitudes inconmensurables. Esta actividad terrorista de estilo cibernética explota fallas y debilidades para vulnerar los sistemas de información, los programas o los grandes datos, así como también se procura dañar en normal funcionamiento del sistema de agua, gas, petróleo, energía eléctrica, telecomunicaciones, bancos, finanzas, transporte, producción, etc. Se utilizan medios informáticos y dispositivos tecnológicos, agentes virtuales, técnicas de guerra de información, de guerra psicológica, de propaganda. Como amenazas emergentes, es capaz de causar el mayor daño mediante esfuerzos pequeños, con escasa visibilidad y utilizando escenarios intangibles.

El Ciberterrorismo también es una forma de terrorismo en la que los grupos agresores, repetimos usan o emplean diversos medios digitales para atacar ordenadores, telecomunicaciones e información privada, sensible, critica, con el fin de intimidar o coaccionar a un gobierno y/o habitantes. Los fines de estos ataques, que en realidad son ciberataques, pueden ser de carácter político, social, financiero, e incluso religioso y en el ámbito de la salud, este último lamentablemente lo hemos visto con la llegada de la pandemia del covid-19 a nuestras vidas. 

También podemos afirmar que esta es una amenaza ya desde fines de los años noventa que va en franco crecimiento en tanto y en cuanto las sociedades aumentan su dependencia tecnológica y es por ello, que en lo que va de ese tiempo a la actualidad, con el devenir de los años la cuestión tecnológica va in-crescendo a un ritmo vertiginoso que cada vez lo hace con más aceleramiento.  

Algunos ejemplos de lo que han ocurrido alrededor del mundo son los siguientes:

Los Tigres de Tamil: el primer acto caracterizado de ciberterrorista, a través de correos electrónicos. Sri Lanka (1998).

Aum Shinrokiyo: compra de datos confidenciales de armas nucleares, descubierto por el gobierno Japonés. Japón (2000).

Prueba del generador Aurora: ataque cibernético experimental. Amenaza relevante de los ciberterroristas en los sistemas de control industrial. (2007).

Al Shahab: el medio de comunicación de Al-Qaeda, publicó un informe en el que pedía que los “Ciber-Yihadistas” atacaran compañías y gobiernos que se oponen a sus creencias. (2011). En correlación con esto un informe publicado por el Comité del Senado de USA sobre Seguridad Nacional y Asuntos Gubernamentales detalló un video donde ciberterroristas pedían ataques cibernéticos contra la infraestructura crítica de USA, incluida la red eléctrica y el suministro de agua. (2012).

Nightmare: un grupo de hackers pro-palestinos, implementó un ataque de Denegación de Servicios distribuidos en los sitios web de la bolsa de Tel Aviv, Tel Al Airlines y First International Bank of Israel.

Terrorismo telefónico: cientos de amenazas de bomba falsas realizadas por personas que llamaron anónimamente se hicieron contra los principales edificios público de toda Rusia, esto ocurrió en más de 30 ciudades que llevo a la evacuación de todo tipo de lugar público. Si bien el Kremlin comunicó que nada de esto ocurrió, el propósito fue sembrar caos, miedo e interrupción de los servicios. (2017)

Fake News: la situación hostil en Qatar y sus países vecinos: Un ejemplo de ello es el pirateo de los sitios/ministerios de medios del gobierno de Qatar para difundir noticias falsas e intentos de derribar sitios web rivales. Es la guerra de la información motivada políticamente.

Apagones en América Latina: países como Argentina y Venezuela padecieron apagones eléctricos de grandes magnitudes que también afectaron a países vecinos de la región Latinoamericana, rica en Recursos Naturales y sin dudas la región geoestratégica más importante en el mundo en las próximas décadas. (2019). Todas estas mencionadas en mi obra bibliográfica a donde remito para mayor comprensión denominada: “Cuarta Revolución Industrial: análisis estratégicos”.

Si bien en la actualidad, las técnicas más frecuentes de Ciberterrorismo consisten en lanzar virus informáticos (Malware), suplantación de identidad, Keyloggers (Instalación de archivos espías), el uso de Troyanos, los ataques tipo Ransomware, para la sustracción de información privada entre otras. El ciberterrorismo a través de todas estas técnicas interfieren en las comunicaciones de una comunidad, bloquean el tráfico aéreo, roban datos del gobierno o grandes compañías y pueden paralizar el funcionamiento de dispositivos electrónicos. Pero, más allá de todo lo enunciado no nos queremos quedar con una mirada simplista y que nos remita a lo puramente técnico donde no se analiza en profundidad, las temáticas que dan y fomentan el marco adecuado a la proliferación tácita del ciberterrorismo.

En fin, por lo expresado más arriba y con el fin de contribuir en serio a una posible solución y tratamiento adecuado del mismo con la celeridad y eficiencia que esto amerita, afirmamos con total énfasis que: internet sin lugar a dudas es un factor geopolítico, mucho más que una simple tecnología, como quedó demostrado con el rol de los Wikileaks, Facebook, Twitter y las demás redes sociales en la aceleración de la conectividad y en la permeabilidad de la solidez soberana de los Estados. Google, Apple, Microsoft, Amazon y Facebook se anudaron con el aparato del Estado en Washington, puestas al servicio de la política exterior de los EEUU y estableciendo jerarquías de centros y periferias geopolíticas en el Ciberespacio, cimentando la mayor capacidad de ciberespionaje de masas jamás vista. Esta alianza creo un “Imperio de vigilancia” que busca poner a internet bajo escucha y etiquetar la privacidad como problema de Seguridad Nacional.

Por eso creemos que la mediación de los indicadores de estatalidad del Ciberespionaje y del Cibercrimen permite desentrañar el carácter geopolítico de la problemática de seguridad que se expresa en las disputas estratégicos propias del Ciberespacio, donde los ámbitos de Seguridad Nacional, de seguridad privada y de seguridad ciudadana se solapan y conjugan.

De ahí la real importancia del Ciberespacio por ante todo y su falta de regulación, que no hace otra cosa más que crear y propiciar todo tipo escenarios en los principios de este siglo XXI que ya estamos transitando y en forma convulsionada por la llegada de la pandemia covid-19 como lo afirmara ut-supra. El Ciberespacio o también denominado quinto elemento de la geopolítica exige la reformulación de un pensamiento estratégico y principalmente en nuestra región un pensamiento estratégico sudamericano, regional, y completo donde estén presentes más que nunca los conceptos de integración e innovación tal cual exige los tiempos actuales, para la defensa de nuestros intereses soberanos de nuestros Estados y de nuestros ciudadanos.

Por último, y siendo lamentablemente redundantes en esto, porque es la única vía por donde podemos acceder a una solución y regulación global para contener este tipo de problemáticas que sin lugar a dudas es cada vez más patente una Ciberamenaza a la Paz Mundial entre países, que inexplicablemente no contemplan en sentido lato la Seguridad como una Política de Estado Urgente en sus agendas, ante la nueva normalidad en que transitamos y el nuevo escenario, el nuevo entorno en que ya todos estamos inmersos; y aquí es donde repetimos que son los organismos multilaterales quienes siguen fallando, porque son plenamente conscientes de la importancia de protegerse contra estas amenazas on-line. La OTAN, organismo militar que integra a países de Europa y Norteamérica, después del supuesto ciberataque Ciberterrorista a Estonia, primer país 100% e-government, es decir 100 digital en todo sentido, protege a sus miembros mediante su Centro de Ciberdefensa. La Unión Europea hace lo propio con la Agencia de la Unión Europea de Ciberseguridad (ENISA), mientras que la ONU lo aborda con la Oficina de Naciones Unidas contra la droga y el delito (UNODC), pero todo lo mencionado desde políticas activas distintas, sin un modelo de integración entre naciones y con la falta de regulación del ciberespacio que el lugar donde ocurren y transcurren estas problemáticas que son un problema inexorable para la Paz Mundial. 

Es momento de poner manos a la obra y trabajar enserio, mancomunados, integrados y con una visión estratégica donde los principales beneficiados sean los Estados partes que integran la comunidad mundial y sus habitantes. 

DR. MARIO RAMON DUARTE – ABOGADO (UCASAL)-JUEZ ADM. MUN. FALTAS M/C (CTES-ARG)-ESP. DER. PUB. FALTAS Y CONTRAVENCIONES (UCSF)-ESP. SEG. CIU. Y PREV. DEL DELITO (FILDSyS)-ESP. CIBERSEGURIDAD Y CIBERDEFENSA-MIEMBRO DOSSIER GEOPOLITICO (CBA-ARG-)-ACADÉMICO AICTEH (VALENCIA-ESP)-SEMINARISTA BIOLAW AND BIOETIC (UNIV. GEORGETOWN-EEUU)

FUENTES CONSULTADAS

CUARTA REVOLUCIÓN INDUSTRIAL: Análisis Estratégicos. Autor: MARIO RAMON DUARTE. Edit: Phillos Academy (2021). ARG-BRA.

DICCIONARIO LATINOAMERICANO DE LA SEGURIDAD Y GEOPOLITICA. Director: MIGUEL A. BARRIOS, Co-autores: Helio Jaguaribe, Andrés Rivarola, Rafael Calduch Cervera. Edit: Biblos (2009). ARG.

https://www.cxo-community.com/2018/08/como-prevenirse-y-combatir-una-amenaza.html

https://www.geopolitica.ru/es/article/geopolitica-de-la-seguridad-iii-las-disputas-geopoliticas-del-ciberespacio

https://mundo.sputniknews.com/20190625/apagones-ciberataque-america-latina-causa-1087762329.html

El dia Jueves 17 de Junio del 2021 disertó el Prof. Dr. Miguel A. Barrios Director Academico de Dossier Geopolitico en la Escuela Superior de Guerra de Brasil en Rio de Janeiro, invitado por el Director del Instituto de Doctrina Operacional de Guerra, General de Brigada Joao Cesar Zambao da Silva y por el Coordinador de los Grupos de Investigación de la Escuela Superior de Guerra Profesor Ronaldo Gomes Carmona; el Dr. Barrios disertó sobre la temática: Geopolitica, Soberanía y “Nuevo Orden Internacional” en la “Nueva Normalidad”

Importante evento promovido por el Grupo de Investigación de Estudios de Guerra, del cual participaron Personal Superior de la ESG de Rio de Janeiro e investigadores de la misma institución participó como invitados de la ESG, el Director Ejecutivo de Dossier Geopolitico.

Ponemos a disposición de nuestros seguidores e interesados en estos temas el video de la Conferencia Completa: